24 de julio de 2021

Cocina Francia

Recetas e Historia de Gastronomía Francesa, catas de vino y técnicas de cocina

Compartir artículo

¿Alguna vez has querido tomar bogavante en casa y no te has atrevido, paralizado por el pavor que provoca la idea de la tarea? ¡Tranquilo, ya peco yo por tí! 🤣😂… Pido disculpas a César Sarachu, por este «cameo» que al que le obligo. Bueno, cameo o aparición estelar. Síp! Así que con alegría y buena disposición vamos a aprender a pelar un bogavante, ¡que no se diga!

Bueno, no sabes la de veces que me río cuando le preparo un tupper a alguien… jajaja, siempre tengo en mente al personaje de Bernardo Marín en Cámera Café. Cierro paréntesis y vuelvo al bicho que nos ocupa. El señor bogavante.

Espero en breve ofrecerte un artículo más extenso sobre este crustáceo tan anhelado aunque odiado antaño por un gremio muy particular y tengo una anécdota que no te esperas… verás, verás… Hoy te tengo preparado un video muy gráfico para que te animes a comprar bogavantes cocidos, incluso congelados y los partas tú con tus manitas. Yo lo hice con un bogavante congelado y ya cocido que compré en un supermercado muy conocido de origen valenciano.
Finalmente te aconsejo mucha maña, parece que los trozos de concha del caparazón, hayan ensayado salto de trampolín y estén esperando agazapados para jugártela.

¿Cómo se pela un bogavante cocido?

  • necesitas un bogavante
  • unas tijeras
  • un rodillo
  • una plancha de cortar con un canal que recoja los jugos
  • un tazón con agua fresca
  • un plato

Verás en el video que te he preparado todos los pasos. Procedemos por secciones.

  1. Primero se separa la cabeza del cuerpo. La cabeza la reservas para algún fumet o bisque, al igual que el resto del caparazón.
  2. Se presiona sobre las anillas del cuerpo para partirlas ( con cuidado, no queremos destrozar la carne del marisco). Se extrae la carne, si te cuesta puedes rematar la tarea con unas tijeras como te muestro. deposita la carne del cuerpo en el bol con agua para limpiar las posibles impurezas verdosas.
  3. Con las pinzas empezamos por el «pulgar» en unos movimientos de zig-zag conseguimos separarlo, la carne sale sola.
  4. Luego, el resto de la pinza, con ayuda de un cuchillo de trinchar, ejercemos unos golpes sobre el perfil exterior de la pinza y con las manos, paciencia y tiento sacamos la carne contenida.
  5. En este punto si el cartílago no ha salido, lo retiras con cuidado con tu pulgar y tu índice.
  6. Nos quedan los «bracitos», sepáralos de la cabeza y corta los extremos como te indico en el video, para dejar unos agujeros bien abiertos y que la carne pueda salir.
  7. Cada bracito consta de cuatro secciones articuladas. Coloca el rodillo en la sección articular central y rueda hasta que veas la carne salir.
  8. Procede de manera idéntica con la otra mitad del bracito,  en cierto modo se pasa el rodillo desde el centro hacia los extremos. o sea del centro hacia las dos secciones  y le das la vuelta al bracito para hacer lo mismo por el otro lado. Parece lioso pero con el video verás que es súper fácil.

Consejos

Algo obvio ¡El bogavante debe estar descongelado! Si lo has cocido tú, espera a que se enfríe en una fuente con agua y hielo.
Tranquilidad al obrero, es muy divertido el condenado bicho, pincha. Más vale maña que fuerza, si te pasas, aplastas la carne.
Usamos el cuchillo de trinchar por su peso, es grande y nos ayudará en la tarea de romper el caparazón, un mazo de madera, podría ser demasiado.
Con todas las partes del caparazón podemos preparar un caldo corto y un fumet, pudiendo derivar en una bisque. Te lo cuento en el articulo del caldo corto.
El rodillo resulta ser una herramienta muy útil aunque inesperada.

Cómo pelar un bogavante cocido

 

error: el contenido no es tuyo !!
Esta web utiliza cookies propias y de terceros para su correcto funcionamiento y para fines analíticos. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Más información
Privacidad
A %d blogueros les gusta esto: