30 de julio de 2021

Cocina Francia

Recetas e Historia de Gastronomía Francesa, catas de vino y técnicas de cocina

Compartir artículo

La fundación de las Bodegas Comenge data de 1999, pero la pasión por la vid que expresa esta empresa familiar no data de ayer como quien dice. Miguel Comenge, padre del fundador, escribió «La vid y los vinos españoles» en 1942, que fue el primer tratado científico sobre el estado de la vitivinicultura en España, por ende, se ha convertido en un referente para los estudiantes de viticultura, enología y agrónomos. Tuve la oportunidad de hablarte de la familia Comenge en la presentación de Jacobus 2012, que hace honor a Miguel Comenge padre del fundador, Jaime.

Bodegas Comenge

Las Bodegas Comenge están situadas en el pintoresco pueblo medieval de Curiel del Duero en la Provincia de Valladolid, la propiedad disfruta de maravillosas vistas a la Ribera del Duero y a Peñafiel; está rodeada de castillos y jardines. Desde los comienzos hicieron una fuerte apuesta por el I+D+I, su bodega goza de certificados de cultivo ecológico además, tienen un método de fermentación único y patentado, habiendo conseguido aislar una levadura indígena que solo se encuentra en sus viñas. El corte de sus vinos no puede ser más singular y exclusivo. Sus vinos son cuidadosamente elaborados: miman el suelo conservando una cubierta vegetal que ofrece un universo de abundancia al ecosistema. La recogida es manual y en pequeñas cajas. Todo el proceso de elaboración sucede bajo la atenta mirada de la familia -herederos de un conocimiento profundo de la vid- y de su enólogo el «alma mater» de Comenge. El savoir-faire está íntimamente unido al clima particular de la zona. Sus inviernos son rudos (hasta -20ºC) y sus veranos calurosos (42ºC) con grandes diferencias de temperatura incluso de la noche al día (<20ºC>). El factor temperatura que tanto «hacen sufrir» a la vid la motiva para crecer fuerte y bella, además de dar unos racimos concentrados en color, sabor y calidad. Los vinos de Comenge tienen todos un perfil muy elegante, con flavores que dejan una huella indeleble en nuestra memoria sensorial.

Mimamos la uva, cuidamos su transformación

Enoturismo en la Ribera del Duero

Por otra parte, ofrecen actividades de enoturismo, organizan catas y sus jardines son el escenario de pique-niques, barbacoas… y deferentes actividades. Disponen de espacios para eventos privados. Todo ello, les ha valido la Mención Especial al Mejor Establecimiento Enológico 2011, premio otorgado por Rutas del Vino de España. Recuerda, el Vino es Cultura.

El Origen, 100% Tempranillo 2018 de Bodegas Comenge

Es un monovarietal de uva tempranillo pero con un ensamblaje procedente de 3 fincas que le confieren esa complejidad y estructura: Pago de los Almendros, Viña de Carrapiñel, Viña de la Cruz de Canto. Aportando estructura, viveza y paladar elegante. Fermentación en depósitos de hormigón, con su levadura indígena, más 13 meses de crianza en barricas de roble francés nuevas y de un año. Clarificado y filtrado justo antes del embotellado. disponen de 650 magnums, te aconsejo que te hagas con alguno, este vino te dará sin duda muchas alegrías tanto si lo guardas como si no. En los magnums el vino madura más despacio y ¡solo para bien!

Notas de Cata

A la vista: limpio y brillante, con una capa alta, de color rojo picota y unos reflejos granates, ribete violáceo pero a penas perceptible.

En nariz: su perfume es intenso, ya se huele aunque tengas la copa a cierta distancia. Notas de fruta negra como casis (grosella negra) con la acidez típica de esas bayas. Frutas del bosque roja como las fresas silvestres, toques balsámicos a regaliz y anises.

En boca: Waaaaa! Fresco, frutado, amplia estructura, textura agradable, jugoso, los taninos te acarician. Notas florales como los pétalos de rosa recién recogidos (me flipó). La barrica está sutilmente representada por las especias como la canela y el clavo. el recuerdo balsámico a través del recuerdo a regaliz aporta frescura.

Un vino complejo que deja un largo recuerdo en el paladar.

¡Un acuerdo di-vino!

Como te decía en el video, te lo puedes tomar así tal cual, de lo bien que entra. Pero lo puedes acompañar con un tartare de vaca, o un conejo al ajillo y un pot-au-feu. Unas alcachofas a  la barigoule (con níscalos) o unos espárragos. Al tener un toque balsámico, este vino acompaña maravillosamente aquellas verduras tan difíciles de acompañar tradicionalmente como son las alcachofas y los espárragos verdes, estás precisamente tienen ese paladar balsámico, que a mi tanto me gusta. Encontrarás notas balsámicas en paralelo del vino y estás verduras. Quesos como un buen Comté, un manchego de 3 meses de maduración. Una Poularda de Bresse.

Este vino tiene un precio aproximado de 18€. Que no te frene el precio, sabes que todos los vinos que seleccionamos, han sido analizados para que no tengas que calientes la cabeza sobre qué vino escoger y no te arrepientas de tu compra. Las descripciones que hacemos de los vinos, están enfocados a centrar tu selección en los atributos que te sean afines a la hora de tomar un vino a tu gusto. Además, de ser el invitado ideal trayendo bajo el brazo vinos que serán un acierto.

error: el contenido no es tuyo !!
Esta web utiliza cookies propias y de terceros para su correcto funcionamiento y para fines analíticos. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Más información
Privacidad
A %d blogueros les gusta esto: